Reiki: simple, fácil, natural

Siempre es poco insistir acerca de algo que nos parece normal pero que ya no lo es. La creciente desvitalización de los humanos, se da cada vez a una menor edad.

Si bien la tecnología y los avances nos apasionan e intentan alargarnos la vida, lo hacen a costa de nuestra energía que noto decae más y más en todos. Cómo vamos a detener ese desgaste creciente?

Iniciaciones reiki a distancia

La sintonización o iniciación es el corazón de las enseñanzas de reiki. Más allá de la activación de la energía hecha en clases presenciales, existe una manera de enviarla de forma cuántica o a distancia. Este sistema está basado en la técnica de reiki a distancia.

  1. Se colocan las manos en la postura Gassho e interiormente se dice «esto es para iniciarte en el nivel xyz»
  2. Se dice o repite o mantra tres veces el nombre del símbolo de distancia a fin de conectarse con la persona indicada, a la cual se la invita a estar sentada y con sus manos en la postura Gassho a la par nuestra, obvio que el alumno o alumna en su casa.
  3. En una silla vacía o sea con la persona virtual se realiza la técnica de sintonización como si la persona estuviera presente. Se realizan todos los pasos y al finalizar se agradece con las manos en la postura Gassho.
  4. Con unas campanitas o con tu voz se anuncia el final de la técnica y se le pide a la persona receptora que vuelva a abrir sus ojos.
  5. Tiene la misma duración que la sintonización presencial y se debe realizar de manera individual.

Activa tu séptimo chakra

Es un tiempo de ir hacia dentro de uno, de empezar quizá por primera vez, a estar a solas con uno mismo. Mucho se puede decir de que en el silencio hay riesgos. Los hay pero cuando uno lo necesita más, la vida nos lo regala.

Estar al sol es necesario, aunque vivamos en la ciudad, en algún rincón está ese sol que debemos aprovechar. Lo mismo conectar con temas que nos hagan bien, las menos noticias posible.